¿Qué es el reconocimiento de deuda entre particulares? ¿Hay un modelo gratis?

¿Cuál es la cantidad mínima de deuda para ir a juicio?

Estar al día en los compromisos financieros es clave para mantener finanzas personales sanas. Es también la llave para acceder a varios productos de financiamiento y tener la posibilidad de adquirir bienes y servicios que ayudan a mejorar nuestra calidad de vida.

Sin embargo, es inevitable que se presenten momentos complicados, con imprevistos, accidentes, pérdida de empleo o cambios en las condiciones económicas. Ante un escenario de este tipo, la principal recomendación es mantener la calma y buscar una solución acorde a nuestras posibilidades de pago.

En un extremo, si se toma la decisión de no pagar la deuda, el principal riesgo es tener repercusiones legales, debido a que los bancos y otras firmas financieras tienen la posibilidad de interponer demandas con el objetivo de recuperar su dinero.

Antes de entrar en detalle sobre en qué casos de deuda se puede ir a juicio, te recordamos que la mejor manera para enfrentar un problema de este tipo es abordarlo de inmediato y negociar escenarios a tu alcance con el objetivo de no afectar tu economía personal. 

¿Puedo ir a juicio por una deuda?

Existen algunas condiciones bajo las cuales un acreedor puede interponer una demanda que lleve a juicio a un deudor. Si bien no todos los préstamos que han caído en mora pueden tener repercusiones legales, esto no implica que dejes de pagarlos, ya que literalmente no tendrás acceso a ningún tipo de crédito y en algún momento deberás liquidarlo. Para entonces, es muy probable que el monto adeudado sea extremadamente alto.

El juicio monitorio es la repercusión legal con las cuales se cobran cierto tipo de deudas. Entre las características para llegar a esta instancia destaca: 

  • En la deuda debe reclamarse dinero (deuda dineraria)
  • Deuda líquida y determinada. La cantidad a cobrar debe ser fija y acordada por acreedor y deudor. 
  • Deuda vencida. debió cumplir el plazo de pago estipulado en el contrato.
  • Deuda acreditada. Deben existir comprobantes de que se contrajo la deuda, ya sea con contratos, pagarés, entre otro tipo de documentos.

¿Qué cantidad de deuda aplica para ir a juicio?

Una vez que el adeudo cumple con los requisitos anteriores, es muy importante que consideres que no hay un monto mínimo para proceder con un juicio. Si el acreedor decide agotar todas las alternativas para recuperar su dinero, tiene la posibilidad de hacerlo con el respaldo de la ley.

Sin duda, llegar a un juicio implicará mayores presiones económicas, estrés, tiempo y un sinfín de recursos en donde se buscarán todas las medidas para que se pague el dinero pendiente. 

Por ejemplo, si la deuda es menor a 2,000 euros, no se deberá contar con un abogado, pero si el pago pendiente es mayor, la situación se complica ya que implica mayores costos y recursos. En los escenarios más complicados, una deuda por hasta 6,000 euros puede resolverse en un juicio verbal, considerado un procedimiento “sencillo”, y más breve. Pero en caso de tener un adeudo superior a  6,000 euros, se llegará a un juicio ordinario donde dependerá de qué tan rápido fluyan los tiempos legales, honorarios de abogado, entre otras consideraciones que debes tomar en cuenta.

¿Cómo puedo evitar un juicio por deuda?

Si detectas que no podrás respetar el plan de pagos que firmaste con el banco o con otra institución financiera, lo mejor que puedes hacer es atenderlo de inmediato y acercarte a negociar. Exponer claramente el momento económico que enfrentas te dará la posibilidad de modificar algunas condiciones del pago de tu deuda, cuidando siempre que sea un escenario que no perjudique tu estabilidad económica.

Dejar pasar el tiempo es la peor decisión que puedes tomar. La acumulación de intereses moratorios, medidas de cobranza  y hasta repercusiones legales te llevarán a un grado de estrés que puede derivar en enojo, frustración, disgustos familiares e incluso enfermedades. Busca a expertos que puedan asesorarte a encontrar las mejores alternativas y evitar problemas de sobreendeudamiento que a la larga terminarán con tu estabilidad económica y emocional. 

Contenido

Contacto: [email protected] Tel: 910 053 415.
Dirección C. de Velázquez, 50, Planta 3a, 28001 Madrid, España ©2021 Cuida tu Cartera. Todos los derechos reservados.